En los artículos de Preguntas Frecuentes habéis formulado bastantes dudas sobre los resultados de vuestras pruebas de sífilis. Hemos preparado un artículo en el que esperamos aclarar un poco este tema y explicaros lo que significan los diferentes resultados.

Como ya comentamos en otro artículo más detalladamente, el diagnóstico de la sífilis puede hacerse forma directa (observando la presencia de las espiroquetas a través de microscopio, PCR o mediante técnicas inmunohistoquímicas) o de forma indirecta mediante pruebas serológicas.

A su vez, en las pruebas serológicas pueden distinguirse dos tipos de pruebas: pruebas no treponémicas (que detectan el efecto que produce el treponema pallidum en el organismo, como VDRL o RPR) o pruebas treponémicas (que detectan los anticuerpos que genera el organismo contra el treponema, como son las pruebas FTA-ABS, EIA, TPHA y MH-TPA).

Las pruebas no treponémicas se utilizan sobre todo para determinar el estadio de evolución de la enfermedad o para ver si un tratamiento ha dado resultado. Estas pruebas se realizan haciendo distintas diluciones del suero del paciente y observando la cantidad más alta en la que sale positivo. Por eso los resultados son del tipo 1:2, 1:4… con los que muchos de vosotros os encontráis en vuestros diagnósticos.

Las pruebas treponémicas detectan anticuerpos contra el treponema, pero su interpretación puede ser subjetiva y muchas veces depende de la experiencia del observador, y no permiten conocer si la enfermedad está en activo, puesto que estas pruebas suelen dar siempre positivo (de por vida) cuando una persona ha tenido la sífilis aunque ya se haya curado (por ejemplo, en las pruebas FTA-ABS la detección IgG siempre será positiva en un paciente que haya padecido sífilis, y la IgM es positiva en una infección reciente pero luego se vuelve negativa).

Se suelen realizar los dos tipos de pruebas conjuntamente.

Debéis recordar que para que las pruebas arrojen resultados útiles es preciso que hayan pasado 2-4 semanas desde la posible infección (lo que se conoce como “periodo ventana”).

También hay que recordar, como ya hemos dicho, que si habéis tenido la sífilis y os habéis curado siempre va a salir el resultado positivo en las pruebas treponémicas.

Interpretación de los resultados de pruebas no treponémicas (VDRL)

En resumen, se puede decir que si el resultado de la prueba VDRL es inferior a 1:8 se trata de un resultado negativo (no se tiene la sífilis aunque hay que hacer seguimiento), y si se tiene resultado igual o mayor de 1:8 es positivo y sí que se tiene la sífilis y hay que aplicar el tratamiento correspondiente. Es decir, que se considera diagnóstico positivo de sífilis los resultados iguales o superiores a 1:8.

-No Reactivo: Resultado negativo, NO tienes la sífilis.

-Reactivo 1:2 o 1:4 – Resultado negativo, NO tienes la sífilis. Es posible una huella serológica si padeciste la sífilis (aunque te hayas curado). Hay que realizar seguimiento para ver si los títulos son estables y se mantienen en el tiempo.

-Reactivo 1:8 a 1:256 (incluyendo los resultados 1:16, 1:32, 1:64, 1:128) - Resultado positivo, SÍ tienes la sífilis.